Angelina Jolie se hizo doble mastectomía para prevenir cáncer

Publicado el: 14 May 2013

La actriz comparte su experiencia para crear consciencia sobre la enfermedad en las mujeres del mundo.

Por Karen Fernández M.
Más notas del autor
Foto por Ian West, AP

 

La actriz estadounidense Angelina Jolie compartió en una columna de The New York Times la experiencia vivida durante los últimos tres meses.

El artículo titulado “Mi decisión médica” narra cómo ante la noticia de que posee el gen BRCA1 (Breast cancer 1) que aumenta su riesgo de padecer cáncer de seno en un 87% y ovarios 50%, ella optó por actuar de manera proactiva y someterse a una doble mastectomía.

Desde el 2 de febrero y hasta el 27 de abril, Jolie se practicó tres operaciones -la última de ellas reconstructiva- en el Pink Lotus Breast Center y durante todo este tiempo fue apoyada por su compañero sentimental Brad Pitt.

"Cuando supe cuál era mi situación opté por la prevención para minimizar el riesgo lo máximo posible. Tomé la decisión de someterme a una doble mastectomía preventiva", contó la actriz de 37 años.
"Empecé con los senos porque mi riesgo de tener cáncer de mama es más alto que el de tener cáncer de ovario, y la operación es más compleja", continúa. Con esa decisión, las posibilidades de padecer cáncer de seno son solo de 5% ante el 87% que tenía si no se operaba.

La filántropa, madre de seis hijos, tres de ellos adoptados, dice sentirse mucho mejor tras la operación ahora "Puedo decir a mis hijos que no tienen que tener miedo a perderme por culpa de un cáncer de mama", añade.
"Quise escribir esto para contarle a las demás mujeres que la decisión de pasar por una mastectomía no es fácil". He decidido no mantener mi historia en secreto porque hay muchas mujeres que no saben que podrían estar viviendo bajo la sombra del cáncer. Tengo la esperanza de que ellas, también, sean capaces de obtener pruebas genéticas, y que si tienen un alto riesgo, sepan que tienen opciones, pese a las dificultades físicas que suponen”.

Me siento fortalecida por la difícil decisión que he tomado, pero en ningún caso se ve disminuida mi feminidad”, asegura.

La protagonista de Tomb Raider compartió también la historia de su madre Marcheline Bertrand, quien luchó contra el cáncer durante casi una década, y murió en 2007 a los 56 años producto de un cáncer de ovario.

Según explican los especialistas, no se trata de la misma operación a la que se someten las mujeres que padecen cáncer de pecho, ya que no se extirpa la glándula mamaria por completo. Se respeta, por ejemplo, el pezón y los conductos que lo irrigan: una vena y una arteria, que pasan por el medio de la mama. De ahí que quede un 5% de posibilidades de desarrollar la enfermedad.

Opciones en Costa Rica

Como bien apunta la ganadora del Oscar, su testimonio busca mostrar a las mujeres del mundo las opciones con las que cuentan en caso de ser detectadas con la enfermedad o de encontrárseles el gen cancerígeno.

Específicamente aquí en Costa Rica el examen para detectar si es portadora del gen BRCA1 o el BRCA2 tiene un costo cercano a los $3.000 (¢1.515.000 al tipo de cambio actual) y la muestra se toma en nuestro país, pero es enviado fuera para que se realice el examen.

Mientras que la cirugía tiene un valor de $5.000 (¢2.525.000), afirma el jefe de ginecología y obstetricia del hospital Calderón Guardia, Francisco Fuster, aunque esta solo se practica en el seguro social en casos muy específicos como que la paciente tenga un familiar cercano (madre, abuela o hermana) con cáncer de seno. Para otros casos se deberá recurrir a algunas clínicas privadas.

El procedimiento aplicado por Jolie es muy radical, pero también existen otras opciones como la observación con controles como mamografías anuales o el uso de sustancias de quimioprevención, como el tamoxifeno.
Al final será la paciente, junto a su médico, es la que decide qué tipo de tratamiento es el mejor dependiendo del caso.

0
Su voto: Ninguno
Más notas del autor