Decoración sin salirse del presupuesto

Publicado el: 15 Apr 2013

 

Con un presupuesto limitado pero mucha seguridad en sus necesidades y gustos, una artista del vidrio ideó la casa de sus sueños y comparte sus secretos.

 


Por Thaís Aguilar
Más notas del autor
Fotos Rodrigo Montoya

 

La economía no riñe con una bella decoración

 

Mi casa es como soy yo, abierta, diseñada para recibir mis más queridas amistades, para hacer mi trabajo, para que corra el chiflón de un lado a otro...”. Así describe María Ulloa Gil su nueva casa, ubicada al este de San José, donde también instaló su taller de mosaico y vitrofusión.

 

En un lote de 315 metros cuadrados, ella mandó levantar una edificación sencilla de 180 metros, con un presupuesto aproximado a ¢37 millones. ¿Cómo lo hizo? Con un sistema constructivo (de la marca Facoli), mucha imaginación y soluciones prácticas a detalles que suelen encarecer el presupuesto.

La casa tiene una cochera para dos carros, dos habitaciones, tres baños completos, sala-terraza, cocina-comedor, taller, lavandería, bodega y jardín.

 

Detalles que cuentan

Por ejemplo, todos los pisos de su casa son de cemento lujado –muy de moda en la arquitectura contemporánea--, pero ella los pintó a mano con diseños de stencil y sellados con un material especial.

Asimismo, el mueble de cocina y de los baños, son chorreados y extremadamente sencillos, pero no por ello dejan de ser bellos y prácticos, con acabados de madera.

Con cajones y canastas, así como sistemas de herrajes expuestos, María ideó una cocina expuesta con detalles de mosaicos, los cuales inundan cada rincón de su casa.

El diseño único integra el comedor con la cocina y la terraza es la sala donde departe con su familia y amistades, así como donde juguetean sus dos perras y dos gatos.

 

Definitivamente, en los detalles está el secreto de una casa hermosa y acogedora, sin importar cómo se distribuyan los aposentos.

 

 <!-- @page { margin: 0.79in } P { margin-bottom: 0.08in } -->

Referencia: Almacenes Simán (tel.: 2505–3300

0
Su voto: Ninguno
Más notas del autor